Planta de mariguana que crecía en Periférico es llevada presa por el Ejército Mexicano

Marihuanol.- En un majestuoso despliegue de diez patrullas municipales, dos camionetas estatales, un camión del ejército militar, dos tanques, un helicóptero oficial y cuatro señoras panistas enojadas, las autoridades mexicanas lograron esta tarde la detención de una plantita de mariguana que diabólicamente crecía en un camellón del Periférico, a la altura de Naucalpan.

Organizaciones vecinales levantaron la denuncia ante el Ministerio Público, alegando que la plantita estaba distribuyendo sus hojitas entre los jóvenes de la zona, por lo que la misma fue imputada por los cargos de narcotráfico, delitos contra la salud y por oler bien “culero, de acuerdo a unas doñitas que diario pasaban por ahí.

Es que ya era mucho, joven, una nada más se la pasaba viendo cómo los chavitos diario le agarraban una o dos hojitas y a quemarle las patas al Chamuco. Queremos una sociedad sana, libre de vicios, donde nuestros jóvenes puedan jugar libres y tranquilos, lejos de esas drogas que nomás desmadran al cerebro“, dijo Doña Chuy, mientras encendía un cigarro y le daba un traguito a su mezcal solo.

En dicho operativo también fueron detenidos un pirul, un floripondio y un rosal, esta última acusada por prostitución: “se metía con muchos hombres que venían a cortarla“, según declaró el agente de policía que se las llevó detenidas. El pirul y el floripondio fueron llevados presos por encubrir a la plantita de mariguana, pues de acuerdo a los denunciantes, no dejaban ver a la mariguana mientras crecía, hasta que ya estuvo muy grande.

Según datos oficiales, el operativo representó un gasto de casi $148,000.00 pesos, pero que estaban claramente justificados. “Tuvimos que pasar de largo seis reportes de robo a mano armada y de robo con violencia, pero pues nuestra prioridad es la seguridad y salud de los naucalpe… naucalpanensenses, y ni modo, ya luego nos ocupamos de lo otro, por mientras hoy ya nos toca descansar, fue una operación bien cansada“, manifestó el comandante.

Según la primer audiencia, la sentencia será de entre 28 y 35 años de cárcel, sin posibilidad de multa. Sin embargo, la defensa de la plantita de mariguana demandó que su cliente llegó al ministerio público casi sin hojitas, por lo que aseguraron que acudirán con Derechos Humanos para acusar a los policías responsables de la detención por abuso: “ya se la fumaron toda en el camino“, dijo el abogado defensor.

Otras notas chidas:

Comentarios del feisbuk:
Contenido protegido por la abuelita de Batman. ¡Retrocede, becario!